miércoles, 31 de agosto de 2016

EQUIPAMIENTO !!!

Que llevar al DOBLE AGONIA ?

VESTIMENTA (individual)

Calza ciclismo o bermuda
Anteojos UV
Zapatillas ciclismo
Casco

Remera interior primera piel
Remera ciclismo con mangas
Micro polar

Hojas de diario
Calza
Guantes
Zapatillas
Gorro de polar
Campera impermeable liviana
Pantalón impermeable liviano
Medias abrigadas


PERNOCTE (individual)

Bolsa de dormir
Campera abrigada
Funda de vivac
Aislante

ACCESORIOS (individual)

Mochila, 15 a 25 l. o riñonera grande o alforjas o http://www.bikepacking.com/
Bolsa para herramientas y repuestos
Cuchillo varios usos
Botella para líquidos 1 litro o más
Destellador
Linterna para casco
Linterna para manubrio
Brújula /GPS
Mapa del recorrido

Equipo de fuego
Comida de marcha

HERRAMIENTAS Y REPUESTOS (grupal)
Inflador.
Desmontadores de cubiertas.
Cámara nueva.
Parches de varios tamaños
Lija y solución.
Eslabones de cadena.
Aceite lubricante.
Llaves Allen 2, 3, 4, 5, 6 y 8 mm.
Destornillador (+) y (-).
Llave francesa mín. hasta 15 mm.
Abre cadena.
Pinza pequeña.
Silver Tape 10 m.
Cables de cambio y freno.
Tornillos varios.


COCINA (grupal)
Calentador, pava
Llevar comida hecha para la noche sandwich o algo así que no necesite cocción.
Mate, yerba y galletitas para el desayuno


más datos

jueves, 25 de agosto de 2016

PARTICIPACION 2019



REGLAMENTO

  • Actividad no guiada con carácter expedicionario 
  • Travesía no competitiva participarán equipos autónomos sujetos a compromiso grupal.
  • Se deben de respetar los acuerdos en cuanto a horarios de salida y llegada propuestos.

CONDICIONES DE INCORPORACIÓN
 


Abierto a miembros de la base de datos de Aventureros AGS.


PRIMERA VEZ: coordinar una entrevista personal y/o asistir a la charla informativa previa a la actividad.  
Equipo !!! Sugerimos que se conformen “equipos autónomos” de dos a cinco integrantes.
Los equipos deben ser autosuficientes en todos los aspectos de la actividad de campo:


.- Tecnicas deportivas especificas
.- Mecánica de bicis
.- Logística de campamento, alimentación, "HIDRATACION" y equipamiento
.- Tener capacidad para desarrollar sus propios planes tácticos

 
PAGOS
Gastos administrativos al momento de inscribirse, cubren solo el fondo utilizado para diseñar el evento, realizar la convocatoria y coordinación general.

 
TRANSPORTE
Se realizará en autos particulares a convenir o en trasnportes contratados.

 
SOPORTE
Mínimo

 
FICHA DE INSCRIPCION - MANIFIESTO PERSONAL
Leer atentamente !!!

Yo participo voluntariamente de este programa expedicionario y entiendo que es una actividad de alto riesgo, lo que motiva esta formalidad, para informar publicamente que conozco pormenorizadamente los numerosos riesgos y peligros inherentes a los deportes de montaña, extremos y de aventura, derivados de su propia naturaleza y de las características de los lugares donde se practican. INCLUYENDO: esfuerzos físicos para los que no esté preparado, caídas, fuerzas de la naturaleza, terremotos, avalanchas de nieve, inundaciones, mal de altura, factores climáticos desfavorables, escasez de alimentos y/o de agua, frío extremo, picaduras o mordeduras de insectos y/o animales ponzoñosos, traslados en zonas civilizadas y/o remotas: por avión, helicóptero, tren, bus, auto, camioneta o camión abiertos, caballos, embarcaciones con o sin motor, a pie u otras formas de trasporte alternativo, de día y/o de noche, bajo cualquier condición climática. Consecuencias de desordenes civiles, demoras, huelgas, actos terroristas, eventos imprevisibles, defectos en vehículos, roturas de equipos, enfermedades o lesiones sin rápido acceso a medios de evacuación, debido a lo dificultoso de las operaciones de asistencia y rescate, la indisponibilidad de servicios médicos, inexistencia de medicamentos y/o de lo adecuado o no de la atención médica una vez provista, derivada en trauma emocional o muerte. Lesiones, como una consecuencia lateral de la práctica deportiva, que aun dentro de las normas de seguridad y planificación aceptables igualmente pueden ocurrir.
Me responsabilizo por las consecuencias sanitarias y legales de consumir alcohol, drogas o automedicarme.
He leído y estoy en todo de acuerdo con el estilo organizativo, técnico y táctico que condiciona los niveles de exposición y riesgos, sabiendo claramente que:

1.- La practica del montañismo deportivo autonomo y las grandes travesías de aventura son una elección que hago libre y responsablemente, disponinedome a incorporarme en esta actividad de ALTO RIESGO en la que me expondré a numerosos peligros objetivos y subjetivos, pudiendo derivar en lesiones severas e incluso la muerte.
2.– Este programa no comprende salidas guiadas y participo por propia voluntad, ya que es mi intención incorporarme plenamente a la actividad, buscando una proyección deportiva acorde a mis expectativas.
3.– Se que me estoy incorporando a un grupo deportivo amateur lo que condiciona las caracteristicas de las actividades y magnifica los meritos.
4.– He sido informada/o que es imprescindible entrenarme constante e intensamente en los aspectos psicoficos, técnicos y tácticos para estar a la altura de las demandas de las expediciones.
Declaro haber concurrido a un médico a fin de evaluar mi estado de salud en virtud de las actividades a realizar, resultando dicha evaluación satisfactoria. En caso de cualquier padecimiento que exija cuidados especiales para compatibilizar mi salud con la vida al aire libre, lo daré a conocer a mis compañeros de expedición para que conozcan las medidas especiales que mi participación requerirá.

Yo entiendo que lo divertido y excitante de los deportes de montaña, extremos y de aventura, deriva en parte de los riesgos inherentes a estas actividades y a los lugares donde se practican, que me expondré más allá de los niveles habituales de seguridad, como las del propio hogar, lugar de estudio y/o trabajo, y que estos riesgos contribuyen a la diversión y a la excitación, siendo estos la razón de mi participación.

Estoy de acuerdo en ser responsable de mi propio bienestar, acepto todos los riesgos y me comprometo a colaborar con el bienestar de los demás, consiente que soy parte responsable y esencial en cuanto a los esfuerzos que se hagan para alcanzar los objetivos grupales previamente establecidos de común acuerdo. Verifico esta declaración, considerándome advertido, escribiendo mi nombre completo aquí:
 ….......................................................................................…...........................

ACEPTACION DE LOS RIESGOS
Entiendo que mi participación en las actividades de montaña, grandes travesías, expediciones y/o escalada está basada en el conocimiento que tengo de todos los riesgos y mi voluntad de aceptarlos. Por lo tanto habiéndome sido permitido participar, yo eximo y descargo de toda responsabilidad hasta el máximo admitido por ley; a mis compañeros de expedición, patrocinadores y también a los responsables y/o titulares de las áreas a visitar sean de: jurisdicción nacional, provincial, municipal o propiedad privada. También asumo conocer las grandes limitaciones de los grupos de rescate, contando exclusivamente con la asistencia del grupo que integro y el compromiso humanitario de quienes se encuentren en el área de un posible accidente, del mismo modo que estaré disponible, dentro de mis posibilidades, para asistir a otros y sumarme en acciones de rescate. Me comprometo a contratar un seguro de accidentes personales que cubra: vida, incapacidad y asistencia médica, en virtud de las consecuencias de un accidente. Me informé, porque participé en la genesis de esta expedición, del  detalle de los elementos de seguridad, requisitos de entrenamiento, equipamiento, alimentos y demás características organizativas y meteorológicas que influirán en el desarrollo de esta actividad.

Seré cuidadoso del medio ambiente, patrimonio cultural y/o arquitectónico y en general respetaré todas las leyes y reglamentos que rijan en la región a visitar, evitando a la vez cualquier comportamiento que agravie las costumbres e idiosincrasia de los pobladores de las áreas a visitar.

En el poco probable caso de una disputa legal envolviendo cualquier tema, estoy de acuerdo, en que esta forma podrá ser legalmente exhibida, ante mi personalmente, los miembros de mi familia, sucesores y representantes legales, siendo mi intención asumir totalmente los riesgos y eximir a mis compañeros de expedición, patrocinadores y también a los responsables y/o titulares de las áreas a visitar sean de: jurisdicción nacional, provincial, municipal o propiedad privada, de toda responsabilidad hasta el máximo que acepte la ley y que esa disputa sea juzgada bajo las leyes de la República Argentina.

Otorgo a mis compañeros de expedición el derecho de tomarme fotografías, filmaciones o registros de cualquier tipo en las actividades que realizaremos, que puedan ser usadas libres de todo gravamen con fines promociónales y/o comerciales, además de aprobar este uso por terceros, con quienes emprendan esfuerzos conjuntos de promoción. Entiendo y acepto ceder todos los derechos de difusión pública de imágenes de vídeo, contactos telefónicos en vivo, notas y conferencias institucionales. En caso de no estar de acuerdo con este apartado lo daré a conocer por escrito a cada uno de mis compañeros de expedición.

 
ENTENDIMIENTO Y EJECUCIÓN VOLUNTARIA
He leído cuidadosamente y comprendido los contenidos y ramificaciones legales de este acuerdo, entendiendo que este convenio es legalmente aplicable.


1.- Datos personales expedicionario
Nombre: ..........................................................................................
Apellido: .........................................................................................
DNI: ..............................................................................
Fecha de nacimiento: ......................................................................





                                                                     Firma y aclaración
Domicilio
Calle: ..........................................................Nº.....................................
Ciudad: .................................................................CP ..........................
Número para llamadas de emergencia: .................................................................
Teléfono fijo o celular .........................................................................


3.- MENORES DE 18 - datos de mayor autorizante
Madre .......... Padre ............... Responsable legal .........
Nombre: ..........................................................................................
Apellido: .........................................................................................
DNI: ..............................................................................
Telefono (muy importante) ..............................................................





                                                                       Firma y aclaración


Sin la presentación de esta ficha completa y debidamente firmada no se aceptará la participación.
ESTOS DATOS TIENEN CARACTER DE DECLARACION JURADA, SIENDO TODOS VERIDICOS.

lunes, 22 de agosto de 2016

DOBLE AGONIA el último paso.


En mayo de 2014 realizamos una vez más este increíble desafío, con pronóstico de frio y caminos con barro muchas personas decidieron no participar y lo cierto es que habíamos trabajado duro viajando en camionetas, buscando nuevas alternativas de senderos y mejores vistas para hacer un recorrido más interesante. Prticipamos un grupo numeroso de todos modos, y ni el frio ni el camino nos arruinaron la jornada. Terminamos en el establecimiento La Huella con fiesta y creo que vale la pena contar algunos detalles de aquel recorrido.
Salimos desde Arroyito bajo una espesa neblina, desde allí pasamos por el puesto de los Lauquen, unos amigos de la estepa que siempre han estado dispuestos a darnos una mano. Después la subida del anfiteatro y desde allí por los puestos: Carú, Tripailao y Salas evitando el campo de un señor de apellido Painevil que nos amenazó con "una denuncia penal" si pisábamos su mal alambrado, feo y lleno de espinas campo. Por el camino, de noche, llegamos a Cerro Policía, donde nos recibió el comisionado Fernandez, mientras el pueblo celebraba en grande el 25 de mayo, tanto que habían destacadas allí, dos unidades de las fuerzas especiales de la policía de Rio Negro, eso me llamó mucho la atención dado lo pequeño del poblado, sugerí a los miembros más entusiastas del contingente que se abstuvieran de participar en el baile, pensando que si en una comunidad tan pequeña necesitan semejante fuerza para disuadir a los pendencieros y maleantes debe ser bien complicado el orden social con unas copas encima. Por la noche en una especie de albergue bastante ajustado en comodidades, pero en el cual nos sentiamos muy a gusto, fuimos visitados por un señor muy ebrio, no lo reconocimos aunque después sospechamos quien era, lo sacamos del lugar y cerramos con maderas, ya que la puerta no tenía una cerradura en condiciones. Mientras tratábamos de dormir escuchamos durante un buen rato el golpe de una madera contra un metal, yo pensé que serian los policías cortando leña para hacerse un asado luego de sus tareas en el baile, ya que el edificio colindante era la comisaria. Los ruidos duraron mucho tiempo pero nadie se asomó a ver.
Al otro día temprano salimos y pasamos a la casa del comisionado, la máxima autoridad del pueblo, a despedirnos, golpeamos pero no salió, no se despertó o no quiso despedirse de nosotros. Seguimos rumbo al camino del Barreal que bordea el lago Exequiel Ramos Mejía, sabiendo que no seriamos bienvenidos al final del recorrido ya que una nueva urbanización ocupaba la costa y habían cortado el camino, pero valía la pena recorrer esos lugares, visitar a los paisanos, Quiroga y Martínez que además me escuchan por LU5, aunque fuese por ultima vez.
Habíamos llevado un camión de apoyo, un IVECO Daily, nuevo, de la empresa de mi cuñado que viajaba por la ruta que une Cerro Policia con Villa El Chocón, al acercarnos a Chocón recibimos un mensaje urgente de Ernesto, el voluntario que manejaba el camión, llamamos enseguida y la novedad no pudo ser peor, al teléfono me dijo: se salieron las ruedas de atrás del lado izquierdo, se rompieron varias partes del camión pero por suerte no volcamos.
Luego, a veinte kilómetros de villa el Chocón, nos avisaron que el colectivo de la municipalidad que trasladaría a los participantes hasta Neuquén, como una forma de apoyar la actividad que de alguna manera impulsa el desarrollo de la localidad, ya no estaba disponible, lo que nos obligó a contratar otro a último momento a precio leonino, por el apuro, para resolver el problema.
Nos juntamos en la confitería tratando de celebrar con los participantes muy contentos con lo hecho, entregamos las medallas y luego conversamos con Ernesto respecto de la avería del camión, llamamos a los encargados del mantenimiento del camión y la conclusión fue que las ruedas se salieron por que se habían aflojado las tuercas y eso no puede ocurrir espontáneamente, una vez escuchado esto hice la asociación entre eso y los ruidos del golpe en la noche, el camión estaba frete al edificio en el cual dormimos y allí algún hijo de puta se dedicó a tratar de sacar las ruedas con una llave a la que golpeaba para hacer más fuerza y no pudo, porque las ponen con maquinas neumáticas y estaban muy firmes, pero logró al menos aflojar un par y eso fue suficiente para que a los 40 kilómetros de traqueteo sobre un camino en pésimo estado se salieran, causando una rotura cuyo costo superó los $ 30.000  .
Luego de esos acontecimientos y pensado fríamente, decidimos dar por concluido el programa de eventos abiertos, primero porque es muy difícil convocar para una aventura, las personas quieren más seguridad y confort, es también muy difícil convocar para un esfuerzo no competitivo, a las personas les gusta ganarle a alguien, y en esos eventos era imposible hacer eso, por cierto, es muy dificil que las personas evaluen y valoren los costos de equipamiento y personal comprometidos en la organización y por último el no tener la capacidad de resguardar nuestro patrimonio puesto a disposición de algo que disfrutábamos todos y este ítem no corresponde a los participantes sino a las “autoridades” de los lugares donde las realizábamos, además de ser maltratados por esas mismas autoridades incumpliendo los compromisos y dejándonos sin algunas cosas mínimas que tranquilamente podrían no haber prometido.
Pero lo volvemos a intentar, ahora dentro del programa ELIMINATOR PRIMATES solo para personas vinculadas a AGS, no habrá convocatoria abierta esta vez, solo invitados, dispuestos a asumir las condiciones de una dura aventura, sin asistencia pero con fiesta al final. Estamos seguros que tanto; esfuerzo como celebración son preferibles compartidas con personas con las que nos unen actitudes y conductas similares.

jueves, 22 de mayo de 2014

DOBLE AGONIA 2014




Una medalla difícil de conseguir, un premio al esfuerzo sin sentido y sin utilidad aparente, no significa una victoria sobre otras personas, tampoco es de un metal precioso, no nos acercará más que unos milímetros a la fama deportiva y aun así estaremos pedaleando e improvisando estrategias para avanzar kilometro a kilometro todo el fin de semana buscando las aristas más atractivas para pasarlo muy bien, tratando de garantizarnos una experiencia lo más rica posible desde lo humano y en el contacto pleno con la naturaleza, su silencio y el encanto de estar en la soledad de la estepa.
Un pelotón compuesto, sin dudas por, inspirados aventureros con capacidad y motivación para enfrentar la incertidumbre, la adversidad y el esfuerzo, convirtiendo los obstáculos en desafíos, los sueños en metas, las palabras en acciones. Allí estaremos sin más objetivo que el placer de pedalear, ser parte de un gran equipo y apoyarnos unos a otros en una aventura con las condiciones y atributos suficientes para llamarse "el festival del acido láctico" .

lunes, 19 de mayo de 2014

ATENCION MUY IMPORTANTE !!!



Estamos en la recta final de un nuevo desafío y recientes novedades nos ponen frente a la posibilidad de una gran aventura.
Adelanto algunas cosas importantes antes de la reunión de esta noche. Como escribo, hace minutos, el Comisionado de Cerro Policía, un señor muy atento, me acaba de informar (18:30 hs.) que por razones ajenas a su voluntad este año no podremos usar las instalaciones del albergue, lo que nos deja sin un lugar calefaccionado para pernoctar la noche del 24 de mayo y sin las comodidades de ducha y cocina. 

Ayer recorrimos parte del trazado de este evento y descubrimos dos cosas muy importantes: una, que gran parte del camino de la primer etapa está en excelentes condiciones y otra que en el trayecto de la segunda, Cerro Policía - Chocón será imposible que nos siga el vehículo de apoyo. Solo nos podrá esperar kilómetros antes de Villa El Chocón, esto debido a los nuevos cortes por cañadones que han producido las lluvias de los últimos treinta días. Aquellas personas ya inscriptas que decidan no concurrir disponen de la devolución del dinero de la inscripción a partir del lunes 27 de mayo, los que permanezcan en el pelotón, ese mismo día, 27 de mayo tendrán una historia aventurera inolvidable para recordar y contar.

Otras consideraciones importantes. Para el sábado y domingo en la zona de la planicie de Cerro Policía se esperan días soleados a parcialmente nublados con temperaturas mínimas entre 6 a 8 grados bajo cero y máximas de 4 a 10 grados, con viento moderado menos de 20 Km/h. Esta información debe ser tenida seriamente en cuenta en el momento de confirmar la inscripción. 

Aprovecharemos la oportunidad que nos regala el clima y las austeras comodidades de alojamiento, porque son las condiciones que caracterizan a un desafío importante y crean la perspectiva de exigir lo máximo de cada uno de los miembros del pelotón debiendo planificar con detalle y dedicación nuestro equipo y asumir un compromiso de mayor nivel con el equipo expedicionario.  
Si no nos encontramos a las 21 horas en el Club Alta Barda estaremos en contacto por este u otro medio. 

Atentamente, Toni

jueves, 10 de abril de 2014

El camino .....
















 ... es la recompensa





Doble Agonía: 
     ver, sufrir y sentir 
             en la estepa patagónica. 

martes, 23 de julio de 2013

DOBLE AGONIA 2013



Un día junio de 1988 en la ciudad de Huaraz Perú, vi por primera vez una bicicleta todo terreno, una pesadísima Babaria con cambios Shimano SIS de 18 velocidades, ese día el mundo del ciclismo ganó un lugar en mi vida de montañero al lado de la escalada, el hielo y los viajes.
El tiempo no hizo más que consolidar estos gustos, las bicicletas no solo me han permitido mantener la forma física en vistas a las actividades de montaña, han aportado más allá del punto de vista motriz, sentido de descubrimiento y de exploración cuando el terreno es desconocido. 
Bajo el lema deporte, exploración y aventura diseñamos un programa de eventos para los amantes de las travesías en terreno de aventura con mínima asistencia de modo que el desafío permanezca como un atractivo, sin adversarios con una consigna muy bien aceptada de trabajar para formar un gran equipo que permita al 100% del pelotón completar las travesías.
Los días 25 y 26 de mayo cumplimos con una salida que comenzó a las 6 Am en la ciudad de Neuquén, luego a las 7:30 nos reunimos en el acceso a la represa de Arroyito. Envueltos en una espesa neblina hicimos los últimos preparativos, un poco de aceite a la cadena, repartimos una escarapela a cada participante y realizamos unos llamados a quienes se durmieron. A las 8:30 se escuchó el particular sonido de las bicis rodando sobre el asfalto en la corta bajada hasta el coronamiento. Despedida de los gendarmes que custodian la represa y a los pocos metros ya en la provincia de Río Negro al ganar altura dejamos atrás o mejor expresado abajo la capa de nubes. Disfrutábamos al fin de la radiación solar y contemplamos un paisaje un poco extraño del valle entre la niebla. Ganamos distancia y altura por el camino pedregoso que no deja de ascender aunque al poco tiempo apareció una bajada muy reconfortante que nos llevó hasta el puesto de don Ricardo Lauquen allí nos recibieron un grupo de gauchos de los cuales hemos recibido muchas atenciones en años de recorrer estos parajes, nos alentaron a seguir y entre bromas dejamos ese puesto por un camino con bastante arena por el cual llegamos a la ruta provincial 7 desde allí una subida de más de 14 kilómetros con algunos tramos semi llanos, al promediar su ascenso está el mirador del anfiteatro allí no fue posible continuar, el magnetismo de la belleza de ese lugar único obligó una parada, las fotos y los comentarios respecto del encanto de esas laderas rojas con perfiles caprichosos como el agua que los creó, nos detuvimos unos cuantos minutos que valieron la pena sin dudas. Los casi 400 metros de ascenso fueron suficientes para dejar exhaustos a casi todos los miembros del pelotón, al llegar a lo alto encontramos el camión con el puesto de abastecimiento con mate cocido caliente y agua que fue un reconfortante aporte que sirvió para agrupar a todos los ciclistas mientras otros aprovechaban la ocasión para tomar fotos de un paisaje pocas veces visto.
Consientes de la distancia que nos separaba del objetivo del día, salimos con buen ritmo hacia un camino vecinal que transcurre uniendo una serie de puestos, Carus, Tripailao y Salas, los apellidos de estos gauchos son también un punto de referencia importante en el camino, disfrutamos una vista impresionante de la cuenca del lago Ezequiel Ramos Mejía, desde la altura vimos los puestos instalados a media ladera donde afloran las vertientes y a su alrededor los árboles que desafían a un clima muy duro. Luego conectamos una vez más con el camino principal, los serruchos del piso y algunas averías en las bicis nos dieron trabajo, la idea que el pelotón llegue integro a al final de la etapa se convirtió en compromiso y unos a otros nos fuimos ayudando, dando ánimos, asistiendo y el objetivo parecía cada vez más posible cuando los últimos rayos de sol crearon un espectáculo luminoso de fiesta en ese 25 de mayo, la estepa despedía el día con una pintura en los cielos y nosotros empezamos a celebrar en una larguísima bajada, mucho más larga que lo imaginado y las luces de Cerro Policía y todas las promesas de una comida reconfortante y el relax en el albergue no compatibilizaban con un camino que parecía elástico negándonos el descanso. Los serruchos y la arena no dieron tregua al pelotón, pero tampoco cedimos frente a esas adversas condiciones, con linternas y mucho acido láctico alcanzamos el punto de reunión en el acceso que dice bien grande Bienvenidos a Cerro Policía, tarde para compartir los festejos por el aniversario de la Revolución de Mayo pero a tiempo para disfrutar la hospitalidad de las autoridades del lugar y sus pobladores, el Comisionado Roland Fernández con su camioneta hizo una ultima revisión del camino para ver como venía el contingente y una vez arribados la totalidad de los ciclistas nos dirigimos al albergue. El olor a unos fideos bien preparados sacó de las colchonetas a unos hambrientos deportistas dispuestos a comer con ganas y agradecimiento, en ese ínterin escuchamos las palabras de bienvenida de el Comisionado y también en conjunto agradecimos tanta hospitalidad y dedicación, todo estaba mejor que lo dicho en la reunión explicativa que habíamos hecho en el Club Alta Barda. Al fin todo terminado, una revisión a las bicis, la reparación de un pedal roto gracias a un poblador que donó el de su bici personal para facilitar le segunda etapa a un joven ciclista que rompió en la primer esa pieza tan importante.
Con todo preparado por el equipo de asistentes, Matias Pierdominicci y Germán Botin, y con los planes para el domingo revisados nos retiramos a las habitaciones donde la mayoría se desmayó mucho antes de dormirse.
Las seis de la mañana del domingo nos empujaron fuera de las bolsas de dormir, nos tuvieron que patear para sacarnos, los tímpanos heridos por los despertadores y las dificultades para estar bien derechos, muchos quejidos, estiramientos en un intento vano de relajar el cuerpo maltrecho por casi 100 Km de pedaleo.
El desayuno con tortas fritas y dulce de leche, no pudo ser más criollo descontando el grupo que le agregó fideos con tuco recalentados de la noche anterior. Costó ponerse en marcha, y a las 8 estábamos pedaleando rumbo al camino del Barreal que nos llevaría hasta Villa El Chocón, los primeros 14 Kilómetros nos tenían muy preocupados por la abundancia excesiva de arena y serrucho que habíamos visto hacía un mes, suerte la nuestra que el 23 había pasado la máquina, casi un billar para rodar a buen ritmo, cuando ingresamos en la primer tranquera del Barreal  sentimos que estábamos en plena forma y que esta segunda etapa sería mucho más amigable que la primera, con excelente ánimo nos desplazamos a buen ritmo, reagrupándonos cada 20 o 30 kilómetros y verificando que todos estuviésemos en buenas condiciones para cumplir con el objetivo de impedir por todos los medios que hubiese un abandono.
Pasamos cada etapa introduciéndonos en un paisaje que se volvió un poco surrealista cuando al acercarnos al lago Ezequiel Ramos Mejía los derrames de arena de los enormes cañadones que le dan nombre al camino, crean perfiles con colores arenosos y transforman la vegetación que sobrevive allí con colores y formas que juegan con la imaginación, avanzamos seguidos por una cominera 4X4 que era el único apoyo con el que contábamos, pasadas las horas, cerca de la 14 llegamos al puesto de Quiroga hasta allí había llegado el camión de apoyo con mate cocido y agua, saludamos a los gauchos Quiroga y Martínez interesados en este grupo nunca antes visto, nosotros muy conformes porque en esta travesía estábamos completando la consigna principal, la idea de hacer cosas nuevas que permitan el descubrimiento de las bellezas del lugar que habitamos y lo más importante el contacto directo con los pobladores de esos parajes, un reconocimiento al esfuerzo que hacen para mantener poblados los campos, seguros que les debemos un homenaje a estas familias que aceptan la adversidad como su modo de vida. Con un abrazo y la promesa de volver nos despedimos, salimos surcando un arenal tras otro, las piernas pasando facturas y los asientos con números rojos, las horas de esfuerzo y traqueteo se notaban hasta en el rostro y cada vez que nos subíamos a las bicicletas un suspiro masivo al apoyarse en los asientos se perdía en el silencio inmutable de la estepa y sin pensarlo mucho seguía la pedaleada que parecía infinita, sin límites.
Una subida corta pero aniquiladora nos puso en una mirador excelente, más fotos en ese lugar y luego los llanos con leve declive nos aseguraban una llegada en buen horario, en el pelotón se desdibujaron las sonrisas cuando al llegar al último puesto fuimos advertidos que no volveríamos a pasar por allí, que la gerencia de unos inversores encargados de la construcción de una urbanización de tipo country de magnitudes faraónicas cerraría definitivamente ese camino, triste noticia que se pierda el acceso a esos lugares, tal vez sea el progreso y el legitimo uso de la propiedad privada pero no deja de ser triste, sobre todo dicho así tan a boca de jarro, habiendo prometido a varias personas del campo volver, es disonante con los anhelos de los que amamos Patagonia porque su nombre mismo nos suena a libertad a extensiones sin límites, bien ahora los va teniendo de la mano de inversores como estos y otros en lugares diversos de esta geografía de sueños y distancias.
Dimos las gracias y dejamos atrás el acceso al mega emprendimiento inmobiliario y al ver la última subida se escuchó un murmullo irreproducible y cada uno agachó la cabeza y se dobló sobre la bici para subir de la forma más digna posible esa loma con varias curvas.
Alcanzamos un punto alto desde el cual vimos completamente a Villa El Chocón y en una bajada con suelo muy áspero pedaleamos hasta el coronamiento de la represa del Chocón, nos agrupamos por última vez y todos juntos ingresamos a la Villa en un compacto pelotón rumbo a la recepción preparada por los responsables del deporte de la Municipalidad.
Llegamos todos los que comenzamos, recorrimos más de 180 kilómetros de duros caminos, muy duros, excitante experiencia, una remera y una medalla reconocen el esfuerzo, la paciencia, solidaridad, compromiso , resistencia, interés por los demás, fuerza y tenacidad, todo eso y más hace falta para ser parte de un hecho revelador y gratificante como este “festival del acido láctico”,  una fiesta con carbohidratos, cerveza, fruta y gaseosa, pero sobre todo satisfacción por la tarea completada, nos quedamos hasta que cerró el gimnasio y la fiesta continuo en los transportes y hoy a 24 horas cuando escribo estas líneas continua en las memorias de cada unos de los participantes.
El programa DEXA Team de Agreste Sur son estos eventos, los encuentros en los que prevalece la cooperación y el esfuerzo conjunto, valores propios de las expediciones incorporados por cada participante hacen de una jornada extenuante un hecho memorable, muchas gracias a todos, sponsors, pobladores, voluntarios, familiares, amigos y funcionarios que han ayudado para que hayamos vivido esta experiencia inolvidable.